Cerveza después de entrenar

Después de una larga sesión de gimnasio apetece y mucho una cervecita, pero quizás no sea la mejor opción.

Daniel Escaño, nutricionista especializado en alto Rendimiento Deportivo del Centro de Nutrición y Dietética DE (Madrid), afirma que “el etanol que contiene la cerveza es diurético, eso significaría que aumenta el filtrado de la sangre a través de nuestros riñones, aumentando también la tasa de excreción de agua y la pérdida de esta. Si a ello sumamos que al hacer deporte la pérdida de líquido aumenta por la sudoración, la ingesta de un diurético deshidrataría más”. Argumento reforzado por un estudio del Centro de Investigación en Ciencias del Movimiento Humano de la Universidad de Costa Rica, que concluía que el potencial hidratante de la cerveza era mínimo. La autora del estudio, la doctora Rebeca Flores, agregó que “la gente puede beberse una cerveza después de practicar deporte, pero es necesario que se busquen otras bebidas que hidraten más”.

No obstante, la cerveza sigue siendo la gran favorita después de una sesión de deporte, ejemplo de ello “el tercer tiempo” de rugby, tradición en la cual una vez finalizado el partido los dos equipos quedan para beber cerveza para dejar atrás todos los roces entre ellos en el campo. Tradiciones que se refuerzan con estudios como el publicado en The American Journal Of Health Promotion, que confirma que los bebedores entrenan más intensamente. Pero ¿hasta qué punto afecta ese consumo a la práctica deportiva? Estos son los principales efectos en nuestro cuerpo de la ingesta de alcohol tras una actividad física:

Recuperación más lenta

“El hígado es la fábrica del cuerpo, que metaboliza y trabaja durante la actividad física para tratar todas las sustancias que necesitamos. La actividad física lo estresa, lo degrada. El etanol, que objetivamente es un tóxico para las células hepáticas, es la peor opción. Su ingesta provocaría que los procesos recuperatorios se vean entorpecidos”, aclara el nutricionista. A todo ello hay que sumar los efectos de la resaca, que provoca que un 54,8% de los atletas que beben tengan lesiones frente a un 23,5% de lesionados entre los que no consumen alcohol, según un estudio de Sport Medicine.

Dormirás peor

El sueño de calidad es crucial para un mejor rendimiento y recuperación del entrenamiento, y la bebida lo dificulta. Si bebes antes de acostarte en un principio sentirás somnolencia, pero no te engañes porque en realidad tu descanso será menor. Lo demuestran datos recogidos en el estudio sobre ingesta de alcohol y sueño nocturno en individuos sanos del Alcoholism: Clinical & Experimental Research. Dicho estudio señala que al beber alcohol antes de dormir se produce un incremento en la actividad alfa frontal, que podría reflejar los trastornos del sueño.

Factores favorables para la hipertrofia muscular

Hoy en Press Banca Fitness os dejamos un artículo de nuestro colaborador, Eduardo Priego (Ingeniero en Logística y Transporte, Entrenador personal y amante del deporte), sobre los factores que debemos tener en cuenta si queremos ganar masa muscular.

FACTORES PARA LA HIPERTROFIA: SOBRECARGA PROGRESIVA

Hola a todos, este es un factor que la mayoría de personas que asistimos a un gimnasio debemos saber, pero como esto será una serie de artículos relacionados a la hipertrofia muscular es necesario explicarlo.

La sobrecarga progresiva es el aumento de estrés que le causas al músculo, y eso se puede lograr de muchas maneras, pero aquí nos enfocaremos en el aumento gradual de peso en los diferentes ejercicios de entrenamiento semana tras semana.

Si deseas aumentar tu masa muscular debes aumentar tu fuerza, y eso se consigue cada vez exigiéndole más esfuerzo al musculo mediante la adición de carga extra, como todos sabemos, el cuerpo es tan perfecto que siempre buscara adaptarse a cualquier tipo de estrés que se le imponga y cuando el cuerpo se adapta a ese estrés no lograras conseguir un mayor aumento de masa muscular, pero antes de cambiar tu rutina siempre debes tratar de utilizar todos los factores de hipertrofia para así aprovechar al máximo tu rutina antes de modificarla.

Para mi es recomendable tratar de aumentar el peso en los ejercicios multiarticulares cada semana, y en los ejercicios de aislamiento cada dos semanas, pero claro esto es muy generalizado, si tu puedes aumentar el peso cada semana en los ejercicios de aislamiento es excelente, el punto es progresar cada vez mas.

He leído en muchos foros que no recomiendan aumentar el peso porque lo importante es sentir el músculo que está trabajando etc. Y tiene cierta lógica lo que dicen, tu meta es aumentar musculo y en menor medida ganar fuerza, pero tampoco vas a desarrollar mucho musculo si durante 5 meses sigues cargando el mismo peso.

Como ya dije antes, el musculo se adaptara al peso que estés cargando y por más que sientas que el musculo trabaja ya no crecerá, y es ahí donde viene la sobrecarga, aumenta un poco de peso y el musculo sentirá una carga que no está acostumbrado y tendrá que crecer para adaptarse a ese nuevo estimulo.

Estoy consciente de que tampoco se puede ir subiendo el peso cada semana como si nada, así que dejo aquí unas técnicas para tratar de ir progresando en los ejercicios.

  • En ejercicios que involucran mucha masa muscular como peso muerto, sentadilla, press de banca etc. Aumenta el peso cada semana.
  • En ejercicios que involucren menos masa muscular como los de aislamiento cada dos semanas.
  • Si no puedes aumentar el peso a la siguiente semana en los ejercicios multiarticulares porque no te permite llegar a tu número de repeticiones inténtalo a la siguiente semana.
  • Si a las dos semanas no puedes aumentar peso aplica la doble progresión: Haz un rango de repeticiones, si tu meta es 4 series de 10 repeticiones entonces el rango seria así (7-10) y en la primera serie cargarías el nuevo peso y lo más probable es que llegues a las 10 repeticiones, luego harías 8, luego 8 y al final 7. Estas dentro del rango así que no importa, solo procura anotarlo y en la siguiente semana tratar de aumentar las repeticiones en las series y hazlo de esta manera hasta que llegues a 10 reps en todas las series, te habrás vuelto más fuerte y tendrás mas potencial de crecimiento, entonces podrás volver a repetir desde el principio aumentar cada semana el peso o quedarte haciendo la doble progresión.
  • Otro método para aumentar el peso es: si haces 4 series de 10 reps y si al aumentarle el peso bajas a 7 u 8 repeticiones significa que es mucho peso, lo que podrías hacer aquí es aumentar las repeticiones antes de agregar más peso, al aumentar las repeticiones también estás haciendo sobrecarga progresiva y en vez de hacer 10 reps haces 12 o 13 y cuando ya esas 2 o 3 repeticiones extras te parezcan fáciles es el momento de tratar de aumentar el peso.

Estas son formas que te pueden ayudar a aumentar el peso en tus ejercicios, existen más formas pero considero que estas son muy prácticas.

También considero que es más fácil aumentar el peso en rutinas fullbody, torso-pierna o jalón-empujón, pero en una rutina Weider o Frecuencia 1 se puede hacer tratando de aumentar el peso en los ejercicios principales, por ejemplo al entrenar ESPALDA-BICEPS puedes aumentar el peso cada semana en el ejercicio principal de espalda y en el principal de bíceps, el objetivo es tratar de progresar cada vez mas.

Levantar cada vez más peso es algo importante para el crecimiento muscular, pero no es lo único, en el siguiente artículo hablare de otro factor importante el TUT.

¡Saludos pressbanquistas!